Nada te anima más, que te digan: “El Mundo necesita de ti”, tienes algo que el mundo necesita, y lo más triste de todo, es que lo sabes. Pero, no haces nada para cambiar tu situación.

Muchas veces hemos escuchado y leído los siguiente: las personas hemos venido a este mundo, por una razón y todo tiene un sentido. Victor Frankl, en el “Hombre en Busca de un destino”, nos lo recuerda de continuo, en su relato, de lo que vivió en los campos de concentración.

Además te puedo asegurar que nada es casual.

No obstante, la mayoría de las veces nos solemos encontrar en un punto, en el que no tenemos muy claro para qué estamos aquí. Y qué es lo que el Universo o la vida quiere de nosotros.

En esta época, en el que hay una crisis Mundial, en que el Coronavirus nos ha mostrado que la naturaleza es mucho más poderosa que el ser humano, hemos de descubrir para qué estamos aquí y lo que estamos dispuestos a hacer para lograrlo.

El mundo esta cambiando, y muchos somos conscientes de ellos; por ello hemos de prepararnos para lo que estamos viviendo.

En mi caso sufrí la Crisis del 2008. Tenía un buen trabajo, que me permitía vivir cómodamente y en menos de un mes todo se me vino abajo.

Me quede sin trabajo, sin pareja, sin amigos y con un futuro muy incierto, ya que día a día los datos del paro y la destrucción de desempleo creía más y más. No había ofertas de trabajo en ninguna plataforma y no veía luz al final del tunel.

Había estado trabajando casi 5 años para una administración, subcontratado. Y hacía unos meses sentía que estaba estancado. Que necesitaba formarme más, necesitaba reinventarme …. Y en medio de todo eso, me llegó el Coaching.

Me llegó a través de dos libros, me apasiona leer; uno de ellos es “Abre el melón” de Jose Luis Mendez y una novela que se llama “Manual de vuelo para constructores de Sueños” de Marta Ligioiz, en el que un libro, hace de Coach, para una persona que cree que no tiene futuro, tal como me sentía yo en ese momento.

Junto a esos libros, conseguí un curso, como desempleado, de Coaching, en el que me mostraban la importancia de tener un sueño. 

Con el tiempo descubrí que, no vale con tener un sueño, sino que hemos de definirlo. Hemos de tener muy claro, cómo queremos que sea nuestro sueño. Porque no te olvides que el MUNDO NECESITA DE TI. Porque tú has venido a aportar tu grano de arena, para lograr un mundo mejor.

Pero hay algo, que debes saber. El alcanzar un sueño, conlleva una gran responsabilidad y todo, todo tiene un precio. Tú estas dispuesto a hacerlo.

No hace mucho me hablaron de crear MI ESTRELLA POLAR. Es decir, poner por escrito y a ser posible, crear un mural, en el que pondría imágenes de lo que deseo conseguir en el futuro. 

 

steve-halama-QLZIUMjGiAk-unsplash.jpeg

Tal como nos enseño el estudio de Harvard, el tener tu objetivo, tus sueños por escrito, te va ayudar a poner el foco para lo que deseas. Porque hoy los neurólogos tienen claro que, donde tienes el foco va la energía. Y si poner el foco en algo claro, vas a poder realizar mejores  preguntas. Y una persona de éxito es el que se hace las mejores preguntas y pone el foco en encontrar una respuesta. Y aprende de todo lo que vive mientras encuentra la misma. Porque en el fondo, lo que importa no es hallar la respuesta, sino lo que vas aprendiendo durante el camino.

Por eso considero que, es muy importante, el conocerse. Saber donde te encuentras y tener muy claro que es lo que quieres conseguir.

Por eso te pregunto, ¿Cuál es tu Estrella Polar?, que es lo que quieres conseguir. Te invito a que sueñes, a que pongas tus expectativas muy altas. Porque el soñar es lo más maravilloso que tiene el ser humano, porque los sueños son lo que le han permitido volar, ir hasta las profundidades e incluso llegar a la luna. Porque todo comenzó con un sueño.

Cuando en el 2008, me encontré ante esta situación, surgió esta pregunta: “¿Por qué necesito crear y creer en mi futuro?”. Es algo que me dejo, KO, porque me di cuenta que en mi cabeza, había un lio enorme y no sabía donde tirar.

Me ponía a pensar en ello, y sólo salían juicios, problemas, parálisis por el análisis. No sabía cuál era el siguiente paso a seguir. 

Tenía ideas, ahora tengo ideas, pero en múltiples ocasiones el miedo, que como dice Sergio Fernandez en “Vivir en Abundancia”, es lo contrario al AMOR, que es la abundancia plena. Es decir, mi mente pone el foco en lo que puedo perder y no en todo lo que puedo ganar.

Y ahora, ¿En qué piensas o en que Pienso ante este futuro incierto? Yo tengo mis respuestas, que tras cambiar mi visión sobre el futuro, son mucho mas halagüeñas que hace un año.

Porque me veo haciendo lo que he venido a hacer, siendo feliz ayudando a personas a ser LIBRES. Porque lo que deseo es que las personas sean Felices, sean Libres y al sonar el despertador cada mañana, se levanten llenos de energía y ganas por e nuevo día que tienen por delante.

En PNL, cuando intentamos crear un anclaje, para cambiar el significado de un hecho, que puede estar bloqueándonos, nos piden que recordemos qué es lo que vemos, escuchamos, sentimos.

Por eso es muy importante que seamos conscientes, a la hora de encaminarnos hacia lo que deseamos hacer con nuestra vida. Qué es lo que veo ahora. 

Tenemos dos opciones, el fijarnos en lo que no tenemos y ponemos el foco en ello. Y qué es lo que conseguimos. EXACTO, aquello que NO tenemos.

Pero si veo todo lo que los demás han logrado y me pregunto. ¿Qué debo hacer yo para alcanzarlo?, a que todo cambia.

Nos repiten de continuo, si quieres lograr algo y hasta ahora no lo has conseguido. Has de cambiar la forma de hacerlo, para comprobar si los resultados son diferentes.

Y como dijimos antes, pensemos en nuestra ESTRELLA POLAR, y sí somos capaces de vernos de la manera que siempre hemos deseado, soñando y dejando que la imaginación alce sus alas. Y si tras poderlo por escrito o haciendo un tablón de sueños (en imágenes), pusiéramos el foco en eso que veo. Qué deseo. ¿Cómo cambiaría mi vida?. Lo importante del Coaching muchas veces, es lo que descubres sobre ti y lo que logras cuando vas hacia tu objetivo. Todo eso que descubres sobre ti. 

 

johannes-plenio-qkfxBc2NQ18-unsplash.jpeg

Por eso pregúntate, ¿Qué es lo que veo en los demás que me gusta y me gustaría conseguir?.  Por eso la importancia de tener claro que es lo que deseas lograr, porque desde ahí tendrás el foco.

Hay un dato a tener en cuenta, que nos puede desilusionar, lo más probable es que las personas de tu entorno, no lo comprendan y empieces a escuchar cosas que no te gusten. 

Hay un estudio que indica que, habitualmente a la hora de tomar decisiones, solemos actuar en un 94%, teniendo en cuenta, lo que hemos escuchado a lo que tememos a nuestro alrededor.

No hace mucho alguien me dijo que, deberíamos quitar el poder de esas personas que nos importan, es decir, padres, hermanos, pareja y empezar a escuchar lo que dice nuestro corazón.

Es un trabajo enorme lo que solemos tener por delante. El cambiar las creencias, que nos han bloqueado y nos hacen creer que somos inútiles y que, tenemos que hacer las cosas, como normalmente lo hacen los demás. 

Sabes que, el pensar que eso no se puede cambiar es una EXCUSA. Por eso te invito a que empieces a cambiar lo que oyes a tu alrededor. La Queja continua de las personas que están a tu alrededor y que te pongas a pensar. Todo lo que las logrado.

Acabaste la primaria, el instituto o la universidad. Has logrado un trabajo o varios, etc piensa en todo lo que has logrado. En mi caso, hay personas que les parece algo insólito que yo, con mis 110 kilos, fui capaz de correr un medio maratón, mas de 21 kilometros, sin pararme y en menos de dos horas veinte…..

Y si te fijas en todo lo que has logrado, ¿Cómo crees que cambiaría tu lenguaje interior?, por eso te invito. ¿Qué escuchas de ti mismo, a la hora de alcanzar tu objetivo?.

Hemos visto que pensamos, escuchamos y vemos. Pero lo que cambia todo es la ACCIÓN, qué es lo que hago,  en muchos casos IMPERFECTA, pero no pasa nada, todo esta bien. Porque la vida, es totalmente imperfecta.

Pienso que es lo que estas haciendo ahora, para abordar mi futuro, qué actividades o acciones he puesto ya en marcha. ¿Han funcionado? Y si no han funcionado, ¿Que otra cosa se te ocurre que podrías hacer?

Porque lo que marca la diferencia es un pequeño acto, al hacer algo diferente a lo que has hecho antes, puede marcar él vivir una vida con sentido.

Por eso te invito a que te hagas tus propias preguntas en relación a lo que ves, escuchas, piensas y haces.

Te pares y encuentres tus respuestas, analízalo y hazlo todo, y después descarta todo aquello que sabes que no es lo correcto. 

Que tus acciones sean la puesta en marcha de estas respuestas en tu vida, porque si deseas una vida con sentido, es preciso que cambies para que todo cambie. 

En las decisiones que tomas, esta la diferencia entre VIVIR o SOBREVIVIR. Nunca olvides que todo, todo, siempre depende de ti. Porque es muy importante que sepas que EL MUNDO NECESITA DE TI. 

 

¿Qué estas haciendo para marcar la diferencia?